En las últimas semanas ha comenzado a circular con fuerza una nueva teoría de la conspiración sobre el coronavirus. La nueva teoría se explica en un vídeo de 26 minutos llamado Plandemic que promueve una serie de informaciones falsas con respecto al virus Covid-19.

La película tiene un estilo documental con una calidad de producción muy profesional, inusual comparado con vídeos de conspiraciones que puedes encontrarte online. Ha sido producida por la empresa californaniana Elevate, del cineasta de Mikki Willis que se denomina a si mismo un creador de “contenido transformativo”. Elevate ha producido otros videos con temas de conspiraciones en el pasado.

Logotipo de Plandemicmovie

Los productores de Plandemic avisan que el vídeo es un avance de una próxima película completa que se lanzará en el verano de 2020. Entrevistado en el documental por el propio Mikki Willis, Plandemic está protagonizado por Judy Mikovits, una ex investigadora médico convertida en activista antivacunas. La película está cargada de desinformación sobre el origen del virus y cómo fue transmitido. Afirma con contundencia que el virus fue creado en un laboratorio y que de ninguna manera podría ocurrir de forma natural. También insisten en que la utilización de mascarillas y guantes pueden hacer que las personas en realidad enfermen. Sugieren que cerrar las playas es una locura e irresponsabilidad dado que el agua contiene propiedades que “curan los microbios”. Especulan también con que el nombre de muertes se está falsificando en todo el mundo con objeto de ejercer un control sobre la población.

El vídeo ya ha sido repasado por infinidad de compañías de fact-checking e incluso revistas científicas como Sciencemag. No han dudado en señalar el disparate y provocación que supone el vídeo. Las informaciones y consejos realizados en Plandemic no están basados ni respaldadas por fuentes médicas ni científicas serias.

Las redes sociales actúan rápido

Desde que el vídeo apareció la semana pasada en la propia Web de plandemicmovie y redes sociales, ha sido retirado de Youtube, Facebook y Twitter tan rápido como se ha ido re-subiendo por cientos de usuarios. A pesar de ello, en el momento de esta publicación, aún existen vídeos de youtube promocionando el vídeo enlazando a la Web del autor que no han sido retirados.

Debido a las constantes presiones del gobierno norteamericano con respecto a la creciente proliferación de noticias falsas, Facebook y Youtube han ido realizando cambios sobre las políticas de sus plataformas. Pretenden con ello controlar la expansión de informaciones que son consideradas “peligrosas” para los usuarios.

En enero de 2019, Youtube anunció a través de su Blog su intención de reducir la proliferación de contenido que desinforma a los usuarios de forma dañina. Facebook comenzó a actualizar su algoritmo de control de contenido en 2018 para controlar la creación de contenidos falsos o dañinos. En ambos casos, las medidas aplicadas por ambas compañías han sido duramente criticadas por comportarse sus algoritmos de manera errática, desmonetizando o eliminando contenidos que no tienen vocabulario ofensivo o incumplen la política de buen uso.

Las redes sociales se encuentran en un momento de inflexión con respecto al control de contenidos y no sabemos qué consencuencias tendrán sus nuevas políticas en el futuro. Sin embargo, en el caso de plandemicmovie, no se ha dudado en actuar de manera directa sobre la promoción del mismo. Los responsables de estas plataformas han procurado que se sondee y elimine manualmente cualquier publicación en sus redes que trate de subir el vídeo o enlazar al mismo.

 

Abuso de las redes Sociales durante la pandemia

Existen cientos de youtubers y creadores de contenidos en redes sociales que se han posicionado a favor de explicaciones conspirativas entorno al coronavirus. El caso es que parece que diera igual la especialidad de algunos creadores de contenidos. Sienten la necesidad de aprovechar la tendencia actual para sacar algún tipo de rédito a costa de producir contenidos claramente nocivos para los usuarios.

Un conocido youtuber y reviewer de televisiones americano llamado Quantum TV https://www.youtube.com/…/UCOCH5WuEjNnl9Gk8q2r_hVQ/community afirma incluso a día de hoy que en Estados Unidos no han muerto las suficientes personas para justificar medidas de contención social de ningún tipo. Es frecuente que insulte y banee a todo usuario que cuestione su opinión en el canal. Entre otras perlas, bramaba un “que se jod@n tus abuelos” a un usuario que no entendía su actitud beligerante (ver captura). Este reviewer de TV mediocre hace un llamamiento a la rebelión a diario. Sostiene que la sociedad es idiota por seguir como ovejas este “experimento del gobierno”. Naturalmente, maneja las estadísticas y manipula a su conveniencia. Por suerte, no se le da muy bien y los datos son los que son a día de hoy con 81.009 muertes registradas y más de 1 millón de casos activos en Estados Unidos en el momento de esta publicación.

Captura del canal de Youtube de QuantumTV en el que responde a un usuario que no le importan las personas ancianas

Captura del canal de Youtube de QuantumTV en el que responde a un usuario que no le importan las personas ancianas

 

Miles de usuarios están haciendo un llamamiento a la rebelión durante esta pandemia y sostienen que estamos sometidos a una censura mundial sin precedentes. La realidad es que los mismos usuarios que se quejan constantemente de que las propias redes sociales forman parte una conspiración, cualquiera que sea; utilizan la red social que critican para hacer llegar su mensaje.

 

Plandemic en el eje del conflicto entre la libertad de expresión y en bienestar social

El debate sobre los límites de la libertad de expresión es un debate muy antiguo y trillado pero que sigue de actualidad más que nunca.

Aunque técnicamente hablando, muchos insultos o engaños pudieran contemplarse dentro del ámbito de la libertad de expresión, esta libertad no es ilimitada. Existen muchas actitudes como el insulto, la discriminación, incitación al odio o el acoso que son punibles dentro de las leyes de la mayoría de países desarrollados. Es por ello que es fácil concluir que la libertad de expresión termina cuando entra en conflicto con el derecho al honor, la intimidad o a la propia imagen de otra persona. La propia constitución española en su artículo 20 cita algunos de los límites de la libertad de expresión y la información.

Plandemicmovie es la representación perfecta del problema ante el que nos encontramos en la actualidad donde es necesario establecer las líneas rojas que separan la libertad de expresión de la mentira y el engaño.

 

 

PREGUNTAS Y RESPUESTAS SOBRE LA ENFERMEDAD POR CORONAVIRUS (COVID-19)

Organización Mundial de la Salud