Hoy en día, el fenómeno de las criptomonedas está llegando cada vez a más usuarios y a más plataformas. Cada vez se vuelve un método de pago más frecuente, y esto lo saben los principales operadores de compra en internet. En este artículo explicaremos algunas de las novedades recientes respecto a los pagos y Paypal.

Criptomonedas - Bitcoin

¿Qué tienen en común las criptomonedas y PayPal?

En principio, se trata de dos conceptos aislados que comparten solo el espacio de la economía moderna y digital. Sin embargo, hay más cosas que los unen. Una de las más importantes es la confianza. La confianza es lo que convierte una criptomoneda en un método de pago aceptado por usuarios. También es lo que ha permitido a PayPal realizar millones de pagos seguros, la confianza de que los usuarios saben que detrás de todo hay una empresa seria y solvente.

¿Qué novedades hay al respecto?

Las criptomonedas están sufriendo fluctuaciones recientemente, lo que está ayudando a pinchar algunos elementos de burbuja y consolidar otros que estaban más establecidos. En este contexto, PayPal ha decidido que, a partir de ahora, se puedan añadir fondos a las carteras digitales a partir de carteras de criptomonedas.

Esto significa que del mismo modo que se pueden añadir fondos a nuestra cuenta de Paypal o pagar un bien con dinero del banco en dólares o euros, también podrán entrar en escena los bitcoins. Esto es solo un ejemplo, ya que la propuesta es aún más ambiciosa. La idea es que esto se pueda realizar sin comisiones y se ofrezca a la mayoría de propietarios de criptomonedas.

Esto tiene varias lecturas. Por un lado, los propietarios de monedas digitales están contentos de que finalmente sus monedas sirvan para algo más que para la especulación. Esto podría contribuir a dar estabilidad a monedas que habitualmente fluctúan. En este sentido, la decisión de PayPal llega en un momento ideal.

Vivimos tiempos en los que los especialistas en banca tradicional desconfían de estas monedas digitales. El principal motivo de escepticismo es que escapan al control de los bancos centrales y privados. Para desacreditar a estas iniciativas, el argumento más sencillo es que una moneda no puede ser algo con lo que no se pueda pagar cualquier bien. Sin duda, PayPal ha dado un paso enorme para cerrar esta brecha que había entre la situación real de las criptos y sus aspiraciones.

¿Qué podrá suceder a partir de ahora?

Lo más probable es que cada vez más usuarios compren criptos. Esto tendría sentido, ya que no solo podrían guardarlas para conservar o mejorar su valor, sino también para realizar y recibir pagos en esta divisa digital. Por ahora, se plantean como criptomonedas elegidas bitcoin, litecoin y ethereum. Son la vanguardia del sector y aquellas que la empresa PayPal ha considerado más aptas para el experimento.

Esperamos que iniciativas como estas contribuyan a dar certidumbre a un sector, el de las criptomonedas, que cada vez domina más esferas del ámbito digital. Las economías digitales pueden estar más cerca con este pacto entre gigantes de la tecnología. Animamos a nuestros lectores a recabar más información al respecto en nuestra web.